jueves, 22 de abril de 2021

Cómo cuidar tu auto en verano

Los cambios en la temperatura del ambiente pueden afectar también a tu automóvil, por lo que es necesario aplicar una serie de cuidados específicos que te ayudarán a mantenerlo en perfectas condiciones y prevenir mayor desgaste durante la temporada de calor. Te contamos lo que puedes hacer para que tu vehículo no tenga ningún percance y así, evitar que tenga averías que perjudiquen también a tu cartera. 

Coloca una cubierta a tu auto

Durante el verano, el exterior e interior de tu coche podrían presentar daños. Por dentro, el transporte puede alcanzar hasta los 60°C si se encuentra en un sitio donde los rayos del sol impactan de forma directa. 

Con el paso del tiempo, esto podría generar un desgaste en la salpicadera, debido a que el calor es capaz de deformar las piezas. Además, el color del carruaje puede deteriorarse poco a poco. 

Por ello, es recomendable estacionarlo en zonas techadas o colocar una manta que lo cubra lo más posible. También puede emplearse un parasol en el parabrisas y un protector para el volante. 

Precaución al conducir 

Las altas temperaturas pueden favorecer el sobrecalentamiento de los frenos, afectando su funcionamiento. Para reducir el riesgo de que esto pase, es conveniente usar marchas más cortas, no conducir de manera agresiva y por supuesto, llevar tu carro a mantenimiento. 

Revisa tus neumáticos 

Con la llegada del verano, las llantas del vehículo tienden a alcanzar temperaturas elevadas, no solo por la fricción sino por la temperatura misma que alcanza el pavimento, lo que podría derivar en un percance al circular. Para impedirlo, revisa la presión de los neumáticos antes de emprender un viaje. 

Verifica el estado de tu motor 

A un lado del indicador de combustible, puedes encontrar los parámetros de la temperatura del motor de tu auto. Cerciórate de que la señal no llegue a la zona roja, pues de ser así, el motor podría quemarse. 

Si esto llega a ocurrir, coloca la calefacción del coche en el nivel más alto y aparca. Una vez que se enfríe, acude a que le hagan una revisión. La cifra ideal para este parámetro es de 90°C al estar en uso. 

Finalmente, no olvides contratar un seguro de auto para poder acceder a múltiples servicios de asistencia ante cualquier incidente. Así podrás ahorrar dinero y prolongar la vida de tu vehículo.

Cómo cuidar tu auto en verano

0 comments:

Publicar un comentario

Post relacionados